3 de noviembre de 2009

Irlanda del Norte: líneas de paz, muros de guerra - Los muros que no han caído

Dos décadas después de la caída del muro de Berlín, el mundo sigue plagado de barreras que dividen a países, pueblos y familias de Brasil a Uzbekistán, de Cisjordania a México.

Las razones son múltiples: combatir la violencia, la inmigración ilegal o incluso la aftosa, pero el resultado es siempre el mismo: separar y atemorizar.

BBC Mundo le presenta una panorámica de 14 muros que aún siguen en pie, cuando muchos celebran que el 9 de noviembre de 1989 el más simbólico de todos fue derribado en la capital alemana.

Irlanda del Norte: líneas de paz, muros de guerra

Las llamadas "línea de paz" de Irlanda del Norte comenzaron a ser levantadas hace 40 años en Belfast como medida temporal, pero continúan en pie. Son una serie de barreras de separación entre comunidades católicas y protestantes. Van desde unos pocos centenares de metros hasta cinco kilómetros.

Pese a que se han convertido en atracción turística, siguen recordando un pasado reciente de violencia entre católicos y protestantes enfrentados por la pertenencia de la provincia al Reino Unido.

El primero de los muros, que separa las calles Shankill y Falls, fue erigido en 1969 tras disturbios e incendio de casas en el oeste de Belfast. Con el paso de los años la barrera se ha elevado a más de seis metros.

El último de los muros se levantó en fecha tan reciente como el año pasado, en los terrenos de una escuela primaria de norte de Belfast, luego de un período de escalada de las tensiones entre las dos comunidades.